BLOG TALLER

20
Feb

LA ADAPTACIÓN EN EL TALLER DE ANIK

Lo más importante para la adaptación de los niños en el jardín habita en los padres como referentes de los niños; un referente es quien guía en el camino, quien lo introduce en el mundo, en el plano físico, en el plano de las relaciones humanas. Por tanto, si el referente está tranquilo, confiado en su decisión y necesidad de dejar a su hijo en este lugar -el Taller de Anik- el niño percibe claramente esa verdad, que, al ser verdad de su referente, se convierte en su verdad.

El referente debe asegurar, autorizar y anticipar al niño: Estar seguro que está en el mejor lugar que le pueden ofrecer, autorizar a las maestras para su educación, y anticiparlo con respecto a que vendrá al Taller a tener un hermoso día con sus compañeros y maestra. Los primeros años de vida los niños sienten las emociones y sentimientos más profundos de sus padres y cuidadores, leen y entienden los estados de los adultos a veces más que el mismo adulto. Por lo que es importante cuidar el sentir ante este momento vital.

Esta dentro de lo normal que los padres sientan temor, desconfianza, que se planteen preguntas con respecto al lugar donde están dejando a sus hijos y la educación y acompañamiento que tendrán. Es justamente por eso que el Taller abre el espacio para que tengan la oportunidad de venir, observar, acompañar a sus hijos, para darse cuenta de las dinámicas de la institución; cómo es el trato y la relación que se ofrece a los niños, las actividades y propuestas pedagógicas. Esperando nosotros con esto que estén tranquilos y seguros con respecto al Taller de Anik como el mejor lugar donde pueden encomendar la educación de sus hijos.

En el Taller de Anik estamos seguros que la mejor manera de educar y favorecer el crecimiento y sano desarrollo de los niños es el juego, el contacto con la naturaleza –plantas y animales-, la alimentación sana, todo lo que es natural, porque son éstos, sus primeros años donde se enmarca la invitación a la vida, a observar, explorar, preguntarse, sorprenderse, experimentar, generar preguntas y permitir múltiples respuestas posibles.

Permitirles descubrir su cuerpo y las posibilidades con él es lo más importante para su construcción como sujeto psicológico capaz, independiente, autónomo, responsable de sí. En el juego se ejercita la fuerza de voluntad cuando luchan por sus propias conquistas; y cuando éstas están dirigidas a conocer nuevos escenarios como areneros, árboles, posturas corporales -cabeza hacia abajo, caminar en diferentes direcciones- se fortalece la autoestima y la confianza en sus propias capacidades.

Quiero resaltar que es importante entender que les damos la vida, los invitamos a vivir en este plano material y es justamente de los obsequios más hermosos e importantes: darles la vida –entregársela a ellos- entre más pronto lo hagamos, más importante es para ellos en su desarrollo, su posibilidad de descubrir el mundo, de explorarlo; porque es SU oportunidad de experiencia vital y no esta agenciada por otro, no es otro el que le hace, sino que le brindan la oportunidad de descubrir, explorar, tocar, acomodar su cuerpo para construirlo por sí mismo y él solito, dándose cuenta así de sus posibilidades con un mundo que es propio.

Abrirse a la posibilidad de la experiencia vital depende de que los padres, cuidadores y maestras le den la verdadera y sincera oportunidad de adentrarse en el mundo de experiencias vitales y significativas; esto significa que sean juegos, momentos, situaciones que estén cargadas de sentido, que no sea hacer por hacer, sino que porte lo vital, la invitación a la vida real, la introducción en lo social, lo cultural, lo que nos hace humanos, enfocándonos en la palabra, el respeto por sí mismo y por el otro, por las plantas y animales, por el río, el reconocer que todo es vida, el saber qué es lo mío, hasta donde llego yo y quién es el otro, qué es de él, y que por lo tanto debo respetar.

 

Erika Sánchez Martínez
Psicóloga


Parse error: syntax error, unexpected '$args' (T_VARIABLE) in /home4/amalaki/public_html/wp-content/themes/greennature/comments.php on line 41